Un/a Au-pair debe colaborar en sencillas labores domésticas y en el cuidado de los niños (si los hay) de la Familia Anfitriona a cambio de su alojamiento y manutención.


IMPORTANTE: el/la Au-pair nunca limpiará los cristales, el jardín o el coche de la Familia Anfitriona.


¡NO SE DEBE CONFUNDIR CON UN/A EMPLEADO/A PROFESIONAL DEL HOGAR NI CON UN/A PROFESOR/A DE IDIOMAS! El/La Au-pair es un/a estudiante que será tratad@ como un miembro más de la familia.


Derechos y deberes de l@s Aupair:

1. El/la Au-pair llevará a cabo las actividades domésticas asignadas en un máximo de 30 horas semanales* (5 h. diarias). Pudiendo hacer de canguro (babysitting) 2 veces a la semana como máximo. 

*En Irlanda, el/la Au-pair trabajará 35 horas semanales.


2. El/la Aupair tendrá derecho a tener, como mínimo, 1 día libre a la semana.
3. Por 6 meses de estancia cumplidos, el/la Au-pair tendrá derecho a tener una semana de vacaciones pagadas por la Familia Anfitriona.
4. Por 12 meses de estancia cumplidos, el/la Aupair tendrá derecho a tener 2 semanas de vacaciones, pagadas por la Familia Anfitriona.
5. El/la Au-pair también debe practicar su lengua de origen con l@s niñ@s de la Familia Anfitriona. De esta forma se genera un ciclo de enseñanza y aprendizaje enriquecedor.

• ¿Qué recibe el/la Au-pair a cambio?

1. Pensión completa (habitación individual). 
2. Paga semanal o mensual (pocket Money) En función del país, el importe semanal oscila entre 75€ y 90€.
3. Aprendizaje diario del idioma con la familia. 
4. Tiempo libre y de ocio (distribuido de acuerdo con la Familia Anfitriona) para poder organizar su estudio del idioma (asistencia a clases) y poder divertirse. 
5. La experiencia de conocer otras culturas al tiempo que profundiza en sus conocimientos lingüísticos. 

IMPORTANTE: el/la Au-pair debe tener en cuenta que si desea asistir a cursos de idiomas, el coste de las clases correrá a su cuenta.